Implantes en cirugía ortopédica canina ¿Qué dicen los expertos?

Por: Lauren Franco
La cirugía ortopédica canina se ha convertido en un tema de interés en los últimos años en la práctica veterinaria. En Colombia, los trastornos de huesos, articulaciones y músculos son la segunda causa de consulta en medicina veterinaria. Por eso, las alternativas, técnicas y diferentes métodos para afrontar una cirugía ortopédica es la clave del éxito con el que se logrará el bienestar del paciente y de sus tutores.

Para saber cómo se encuentra Colombia en materia de implantes y cirugía ortopédica canina conversamos con dos expertos en la materia, los cuales nos aportaron desde diferentes frentes. Desde el área comercial hablamos con Tobías Trujillo, gerente y fundador de la empresa Soluciones Ortopédicas. Y para actualizarnos en temas médicos, el doctor Miguel Matiz fue el elegido. Médico veterinario especialista en patología clínica de la UDCA, diplomado en neurología, neurocirugía rehabilitación y trauma y es director Médico de Movivet.

Una lectura comercial de los implantes en cirugía ortopédica

Soluciones ortopédicas nace hace 19 años con la intención de responder a las necesidades de los profesionales veterinarios, que practican la cirugía ortopédica, y que no tenían a su alcance los instrumentos adecuados. Tobías, de profesión administrador de empresas, antes trabajaba en la parte médica humana y en el proceso se dio cuenta que el mercado de los implantes en medicina veterinaria no estaba siendo explotados comercialmente.

Sin embargo, cuando Tobías comienza a estudiar sobre la Medicina Veterinaria se da cuenta que podía ofrecerles mucho más que solo los implantes. Podría apoyar a que los profesionales se formaran con los mejores y teniendo lo mejor. Pero a lo largo del tiempo ha visto cambios significativos lo que muestra que como país tenemos mucho que aportar en esta área.

Tobías, asegura, que cuando inició veía que los costos de los diferentes implantes eran altísimos lo cual hacía difícil para el tutor y el médico acceder a ellos. Decide traer productos de calidad, pero a bajo costo, al inicio empezó con clavos largos de diferentes calibres, roscados, doble punta roscado y demás. Una oferta, quizás ahora, pequeña pero que les garantizaba a los médicos los implementos necesarios.

Con el tiempo y el crecimiento de la tenencia de animales de compañía, lo que indiscutiblemente aumenta la demanda veterinaria, Soluciones Ortopédicas vio que en diferentes países se utilizaban otros implantes y decidió traerlos a Colombia. Llegaron a traer clavos intramedulares bloqueados, tornillos con placas, placas de compresión dinámica y placas bloqueadas.

“Actualmente estamos con placas bloqueadas, placas en titanio, placas especiales, TTA, TPLO, tornillos para columnas, fijadores externos y más” expresa Tobías Trujillo, gerente de Soluciones Ortopédicas.

En esta lectura comercial e innovadora de los implantes en cirugía ortopédica queríamos mostrarles cómo ha avanzado el mercado y como, indiscutiblemente, continuará avanzando. Por lo tanto, la constante actualización médica, el colegaje y la efectiva comunicación con los tutores resulta fundamental para que esta especialidad continúe avanzando.

Tobías asegura que a medida que avanza los conocimientos médicos también avanza la oferta en los implantes. Por ello, el trabajo en conjunto con casas comerciales y el equipo médico es crucial. En ese sentido, Soluciones Ortopédicas espera traer pronto lo que en otros países ya se está moviendo que es un producto para la TTA rápida para ligamento craneal cruzado.

¿Y cómo está la parte médica?

Para este análisis, como lo dijimos antes, hablamos con el doctor Miguel Matiz quien además de médico veterinario es docente de universidades. Con él pudimos analizar el panorama de las cirugías ortopédicas caninas en el país y sobre todo resolver esa inquietud que es bastante común: la comunicación con el tutor.

En la práctica veterinaria llegan en mayor medida para la consulta ortopédica, que puede terminar en cirugía, la ruptura de ligamentos cruzados, luxaciones de rótulas, fracturas de huesos, patologías de columnas y otras. El doctor Miguel asegura que si el consultorio está cerca de un parque lo que van a recibir casi que a diario son pacientes con ruptura de ligamentos cruzados. Así que su atención oportuna y eficaz es la clave.

Doctor Miguel Matiz

Antes estas situaciones se recurren al uso de clavos intramedulares, fijadores externos, el uso de placas y tornillos de osteosíntesis y otros. Sin embargo, es importante saber que a veces uno de los problemas, al menos para los tutores, es el tema de los costos. Porque para nadie es un secreto, que a pesar de que el tutor quiera el bienestar del animal, las cirugías ortopédicas son costosas para las personas.

A pesar de que en Colombia existen algunas empresas con oferta de implantes en cirugía ortopédica, como Soluciones Ortopédicas, una de las limitaciones para los médicos veterinarios es el acceso a los mismos los cuales en algunos casos requieren de importarlos desde Estados Unidos. Lo cual indiscutiblemente aumenta el costo y por ende el tiempo.

El doctor Miguel Matiz, dice que uno de los casos en los cuales hay que solicitar el implante en empresas norteamericanas es cuando llega a la clínica un reemplazo de cadera.  Para este caso, según el doctor, se debe hacer una tomografía reconstruida de la cadera, se le toma las medidas y la enviamos a Estados Unidos para que realice la reconstrucción de la cadera que se va operar. Sin embargo, puede haber situaciones que complican este proceso como cuando algo no encaja del implante y toca repetir el proceso.

Aunque el doctor Matiz asegura que este reemplazo no es tan común si se puede recurrir a otras alternativas antes de decidir una cirugía, como por ejemplo la fisioterapia. Esto, sobre todo, para el doctor, resulta fundamental cuando el paciente tiene obesidad ya que esta situación puede aumentar los riesgos del paciente.

En ese sentido, el doctor asegura que hay otros implantes correctivos que pueden llegar a ser cirugías más accesibles y de las que tenemos distribuidores colombianos de estos implantes. Como por ejemplo TTA y la TPLO.

“Estas pueden ser más costosas, pero más que eso se debe saber desarrollar. Los instrumentos que necesitaos para un implante de TPLO puede aumentar los costos, como la sierra oscilante, porque sirve únicamente para eso. Pero tiene un rango de éxito que los tutores perciben” Miguel Matiz

La reflexión, a la cual queremos invitar, es a pensar qué barreras están existiendo para ejercer esta especialidad y para que los tutores accedan a ella de manera recurrente. Todo cuando vemos que los casos son frecuentes en las clínicas veterinarias. De esta forma, también les invitamos a pensar en conjunto con las casas comerciales y diferentes distribuidores para que se analice el porqué de las barreras y cómo solucionarla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *