La marca personal de un peluquero profesional

Además de la pasión por las mascotas, a los peluqueros profesionales les apasiona brindar un servicio de alto nivel a sus clientes procurando la mejor estética para las mascotas. Es por ello que resulta importante tener unas buenas prácticas comerciales y mantener una clientela leal; esto se puede lograr desarrollando un sello distintivo. En esta edición queremos hablar de “Marca Personal” y su aplicación para los groomers.

¿Cómo te distingues?

A menudo el cliente llega a nuestro salón por diferentes factores. Pueden elegirnos por lo cerca que estamos de sus casas, por recomendación de un amigo, por las tarifas, o incluso, porque que nos han encontrado en una búsqueda rápida por internet. Independientemente de cómo nos encuentren, cada cliente nuevo que llegue a nosotros es una oportunidad para establecer nuestra marca personal.

Como peluquero profesional, puedes diferenciarte y comenzar a desarrollar tu marca personal de muchas maneras. Piensa en lo que te apasiona como por ejemplo:

  • Peinados en tendencia.
  • Conocer todos los estándares de raza.
  • Grooming creativo.
  • El arreglo de una raza específica.
  • Atención de felinos.
  • Especializarse en Stripping.

Cada peluquero tiene una oportunidad única de definir qué los hace especiales y es de esta manera como ganarán una clientela única que aprecia esa habilidad.

¿Qué es marca personal?

Somos únicos desde que nacemos y esa singularidad es lo que se denomina “Marca Personal”. Podríamos decir que la marca personal es nuestra trayectoria en la vida. Todos dejamos huella en las personas con las que interactuamos, y esos elementos que ellos destacan de nosotros, ese rastro que les queda de cómo somos, es nuestra marca personal.

Ese conjunto de variables que definen nuestra marca podemos trabajarlas y enfocarlas de una forma que nos beneficie como profesionales de la peluquería en animales de compañía.

Elementos en la marca personal de un groomer

La definición de una marca personal para un peluquero profesional puede comenzar por algo tan simple como el impacto que causa su apariencia y la de su espacio de trabajo. Con la indumentaria adecuada y los elementos de diseño interior adecuados, sin necesidad de hablar te estás presentando como un profesional. Por eso queremos listar a continuación algunas variables que debes tener en cuenta para desarrollar tu marca personal:

En el profesional

  • Indumentaria o dotación
  • Peinado
  • Vocabulario y tono de la voz
  • Aroma – perfume
  • Limpieza

En el espacio de trabajo

  • Estilo gráfico definido
  • Limpieza
  • Orden
  • Calidad de las herramientas y equipos
  • Música ambiente
  • Olor – Aromaterapia

Encuentra esa chispa que puede diferenciarte de otros estilistas

La marca del establecimiento vs la marca del groomer

Independientemente que seas propietario del salón, trabajes domicilios, o seas trabajador de un salón, se debe destacar que la marca del establecimiento tiene sus propios valores, colores, olores y tono de conversación hacia los clientes. Lo anterior no quiere decir que debes perder tu identidad, puedes desarrollar tu marca personal, y esta te hará diferente frente a tus compañeros aun compartiendo el mismo recinto.

Cada peluquero es único e incluso entre sus colegas de la misma empresa, su pasión llegará hasta ojos del cliente.

Oportunidades para la construcción de tu marca

Es común ver colegas que son reconocidos por hacer caniches o poms, esto es porque han llevado ese concepto a la mente de los clientes y logran posicionarse así. ¿Tienes destreza para una raza en específico? Entonces demuéstralo en el salón, en las redes sociales, haz que tus clientes hablen de ti y te recomienden con otros propietarios de la misma raza, acércate a los clubes de esa raza específica, participa de competencias, eventos y así poco a poco te irás convirtiendo en referente para todo el mercado.

Fotografía: Freepik

Otro espacio en el que hay una gran oportunidad para destacarse es en el denominado “Behavioral Groomer”, y es ese peluquero profesional que acepta el reto de los animales de compañía más difíciles. Muchos propietarios y sus mascotas sufren pasando de salón en salón, de groomer en groomer, esperando encontrar alguien que logre controlar los miedos o disgustos durante un servicio de grooming. ¿Te imaginas hacerte famoso en tu zona como un groomer que tolera y da un servicio agradable a mascotas con problemas de comportamiento? Para esto será ideal contar con el apoyo y consejo de un médico veterinario especializado en etología.

Haz un balance de tus fortalezas y debilidades, y encuentra un área de la que te enorgullezcas. Esas probablemente sean las bases de tu marca personal.

Recuerda que desarrollar tu marca personal no significa que dejes de atender a todos los clientes. Se trata de desarrollar un conjunto de habilidades especiales en ti mismo con las que puedes agregar valor a tus servicios. Ten siempre en cuenta lo siguiente:

  1. Enfócate: No quieras ser de inicio el mejor en todo, será más gratificante especializarte y verás resultados más rápido.
  2. Sé genuino: No te mientas a ti mismo. Sé la persona que quieres ser, porque si fuerzas ser otra persona eso se notará y te verás como alguien falso.
  3. Cuenta tu historia: Nadie quiere escucharte gritar sobre ti en las redes sociales, así que crea una historia sobre tu marca con la que tu audiencia pueda interactuar. Apóyate mucho en los videos y las historias para ir dejando ver quién eres como peluquero profesional.
  4. Sé consistente: Si eres divertido y alegre, ese comportamiento irá marcando la pauta en lo que hagas tanto en el salón como en las redes sociales. Si un día haces algo en un estado de ánimo diferente no vas a parecer tú, esto genera tensión en las audiencias porque no saben qué está pasando. Esto tiene que ver mucho con el punto 2, ser genuino, porque si ante la cámara y el cliente eres alguien diferente a la realidad, en algún momento esto se va a notar.
  5. Debes estar preparado para fallar: Todos queremos evitar el fracaso, sin embargo, para tener una marca personal que se destaque por encima del resto, es necesario tener un fracaso. Estas situaciones crean carácter y te ayudan a replantear la estrategia. Lo importante es estar preparado para que una situación negativa no te genere una frustración inmanejable.
  6. Crea un impacto positivo: Después de haber desarrollado tu marca personal, lo ideal es buscar crecer en comunidad con los colegas apoyando eventos, congresos y haciendo trabajo gremial por la peluquería canina. En varios sectores se dan profesionales que una vez logran posicionarse empiezan a hacer caer a los demás y esto siempre se traduce en un crecimiento negativo para todo el gremio.

Mantener una actitud positiva y ayudar a los demás hace crecer tu marca de manera saludable y a largo plazo.

7. Sigue un ejemplo exitoso: Estudiar tendencias e individuos populares en diferentes plataformas de redes sociales y luego implementarlas en tu propia marca personal funciona. Si prestas atención en todas las plataformas de redes sociales y en todos tus colegas encontrarás muchas fuentes de inspiración.

Fotografía: Freepik

8. Vive tu marca: Una de las formas en que se puede dificultar la construcción de una marca personal es separarla de tu vida personal.

Tu marca personal debería seguirte a donde quiera que vayas.

9. Deja que otras personas cuenten tu historia: Hay una frase de Jeff Bezos (CEO de Amazon) que ilustra esto: “La marca personal es la historia que la gente cuenta sobre ti cuando no estás en la sala”.

10. Deja un legado: Pregúntate ¿Cuáles son las palabras claves y acciones por las que quieres ser conocido?

Una marca personal es un proyecto de por vida que evoluciona y cambia constantemente. Dejar un legado básicamente es la diferencia entre que te digan ¿Quién es usted? y gracias por estar aquí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *