La confianza es el motor que impulsa el crecimiento y la evolución de los negocios veterinarios, es el primer paso para ingresar a tus servicios.  Por ejemplo, si un cliente lleva a su mascota en repetidas ocasiones porque le gustó el servicio y la atención que el equipo médico le brindó a su peludo, ahí encontramos alto nivel de confianza y fidelización.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *