Por: Sebastián Aguirre

La alta cotización que ha tenido la divisa americana en las últimas semanas no deja de preocupar a varios integrantes de la industria, pues como señala Luis Gabriel Restrepo, presidente saliente de la Asociación de Médicos Veterinarios de Colombia, VEPA, el impacto se siente en la adquisición de suministros para sus actividades profesionales.

Esto, de todos modos, lleva implícito un reto: atender la sobreoferta de servicios, como lo dijo a Pet Industry: “Pese al crecimiento en la industria, no es claro el panorama para los médicos veterinarios ya que existe una sobreoferta de profesionales a causa de un exceso de universidades con programa de medicina veterinaria o medicina veterinaria y zootecnia, muchas de las cuales no cumplen con los requisitos mínimos de calidad que el mercado exige y cuyo único fin es lucrarse”.

Programas académicos VS población 

En En una reciente entrevista hecha por Pet Industry al directivo gremial, se informó que Colombia cuenta con 41 programas de medicina veterinaria y medicina veterinaria y zootecnia con una población de 50 millones de habitantes, mientras que México con 132 millones de habitantes tiene 18 facultades, Argentina con 45 millones de habitantes tiene 13 programas, Chile con 18 millones de habitantes cuenta con siete programas; Venezuela con cinco, Perú con tres facultades y Ecuador con dos programas.

De todos modos, cree Luis Gabriel que la innovación y la creatividad que cada profesional le impregne a su labor lo harán destacarse en el mercado, y beneficiará a sus usuarios.

2 COMENTARIOS

  1. El control debería ser más exigente, no solo a los futuros profesionales también a los programa afines como los auxiliares veterinarios. El control tanto por comvezcol,trinadep,ministerio de educación se deben hacer sentir frente a la situación . esta sobreoferta hace que los empleadores y propietarios siempre tengan el argumento de hay quien lo hace más barato . Argumento que hace reducir la calidad en atención y genera una guerra de centavo entre colegas.
    Es triste ver un profesional ahorcado en deudas ya que las ofertas de empleo en ocasiones no supera un salario mínimo, es más triste saber que se debe laborar para así sobrevivir y no engrosar las largas listas de desempleo nacional.
    Sacrificando tiempo con seres queridos y haciendo turnos de 12 horas para poder sobrevivir la gran mayoría de M.V o M.V.Z quedan frustrados con hastío de su vocación y elección de vida .

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here